Miércoles, 17 de enero de 2018

Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

13 de febrero
09:20 2013
Compartir

Inverco: “Los Planes de Pensiones no son una jaula en la que uno no se pueda mover”

La inclusión del desahucio entre los supuestos para poder rescatar los recursos ahorrados en los planes de pensiones podría servir como estímulo para atraer nuevos partícipes. La posibilidad de liberar en esos casos el dinero acumulado puede incentivar su llegada porque “los planes de pensiones no son una jaula en la que uno no se pueda mover”, recordó ayer el presidente de Inverco, Mariano Rabadán. Sin embargo, la asociación considera que sólo afecta a una parte muy pequeña de las personas que se encuentran en situación de hacer frente a un desahucio y que cuenten con un plan de pensiones, ya que habrán liquidado éste porque se entiende que previamente habrán estado en paro de larga duración. Inverco no considera lógico que una persona tenga recursos ahorrados para una jubilación favorable pero no disponga de dinero para afrontar una situación inmediata.

Como ejemplo de la libertad que permiten los planes en ciertos casos, los partícipes
retiraron el pasado año 425 millones de euros (+15% frente a 2011) por supuestos especiales de liquidez de paro de larga duración (334,1 millones) o enfermedad grave (35,5 millones). “La cobertura de paro sí ha sido preocupante en 2012”, admitió Rabadán.

La liberación de los ahorros depende de si las personas que vayan a ser afectadas tienen planes de pensiones y si el dinero en él es suficiente para ejecutar ese desahucio.
Rocío Eguiraun, vicepresidenta de Inverco, observó que “estamos hablando de un ahorro finalista. Tampoco se puede romper esa característica del producto”. En los supuestos en los que el partícipe tenga esa necesidad de tener el capital “me parece muy normal. Y es positivo. Y que tenga volumen”.

Una recuperación palpable pero sin incentivos fiscales

Inverco espera avances en tres frentes que a partir de este año derivarán en un
impulso de los planes de pensiones. Primero, desde 2013 se dará información y detallada a cada persona sobre cuál será su pensión futura en el sistema público y también en el privado si cuenta con un plan. El segundo se refiere a que en las nóminas va a aparecer la aportación del trabajador y de la empresa a la Seguridad Social. Y el tercero es que el Gobierno tiene que enviar el informe sobre la situación de los sistemas previsión complementaria y las propuestas de mejora, aunque no serán cambios inmediatos.

Sí podemos hacer una reordenación para el futuro, aunque
“no esperamos ahora incentivos fiscales”, avanza el presidente de la asociación.

En general, 2012 fue un año “excelente” en el plano internacional para las inversiones, con pocos años tan buenos. Y “somos positivos, el año ha empezado muy bien” tanto en planes de pensiones como en fondos de inversión. En el caso de los planes, “queremos ir al meollo de las propuestas para impulsar el desarrollo de la previsión social complementaria”, advirtió Rabadán, quien confía en avances para salir de la crisis económica: “Este año puede ser el fin de este período durísimo que se alarga desde
2007”.

La cifra de
patrimonio de los fondos de pensiones al cierre de 2012 fue la más alta de la historia con 86.536 millones de euros, el 4,1% más que un año antes. En aportaciones el año no fue tan positivo al acumular 3.929 millones, 1.032 menos que en 2011. Las prestaciones alcanzaron los 3.870 millones, un aumento que se atribuye a al desempleo de larga duración que existe en España. La cifra de partícipes sigue siendo alta, con cerca de 8 millones. En conclusión, Inverco cree que “2012 fue un año muy complejo pero al final muy positivo para los partícipes de planes de pensiones”.

  Votar:  
Resultado:   0 votos