Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

07 de junio
13:56 2011
Compartir

Nuevos indicadores se unen al terrorismo como principales riesgos para las empresas

Del análisis de Aon Risk Solutions se desprende que la violencia política, las huelgas, los disturbios, las guerras civiles y otras guerras de distinto alcance se sitúan como una amenaza de casi tanta importancia como el terrorismo para el crecimiento, continuidad y rentabilidad de las empresas. De hecho, constituyen ya amenazas que han llevado a que por primera vez el 'Mapa de Terrorismo y Violencia Política de Aon 2011' tenga en cuenta tales factores para identificar los riesgos que afrontan las empresas en todo el mundo.

En líneas generales, el mapa constata que en Oriente Próximo y norte de África se ha incrementado el riesgo por el fenómeno denominado 'Arab Spring'. África, por el riesgo de golpes de estado y rebeliones, muestra un alto nivel de violencia política; mientras, recoge también el reflejo del malestar social y los conflictos laborales por las medidas de austeridad impuestas en países de Europa occidental como Grecia, Francia, España y Reino Unido. En cuanto al terrorismo, siguen "afectando enormemente a zonas habituales de conflicto como Irak, Afganistán, Pakistán y Somalia, así como a algunas áreas de Nigeria y la zona subsahariana. La posibilidad de que ocurran atentados internacionales ocasionales todavía es importante en la mayoría de los países occidentales y grandes potencias".

Para Victoria Ambrona, directora en España del equipo de Crisis Management de Aon Risk Solutions, "aunque el origen de la elaboración del Mapa de Terrorismo de Aon está en los ataques del 11 de septiembre, los factores que más pueden afectar a las personas y a las empresas han evolucionado enormemente en este período de casi diez años. Si bien el terrorismo constituye todavía una amenaza real en todo el mundo, la realidad es que muchos de los riesgos para la continuidad de las empresas vienen derivados de las distintas formas de violencia política. Los cambios incorporados en la forma de elaboración del mapa no deben ser vistos como una disminución de la incidencia o severidad del riesgo derivado del terrorismo, sino como una forma de aportar a las empresas una visión más completa de las cuestiones sobre gestión de riesgos en el ámbito internacional”.

  Votar:  
Resultado:   0 votos