Miércoles, 13 de diciembre de 2017

Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

04 de octubre
12:30 2016
Compartir

Los seguros de Ahorro de capital y los colectivos en la empresa, los perdedores de la crisis

La presidenta de Unespa, Pilar González de Frutos, ha analizado las tendencias y oportunidades en el sector asegurador durante su ponencia en la última edición del ciclo de conferencias Zurich Club, que en esta ocasión ha sido organizado en colaboración con el Zurich Women Network. González de Frutos ha explicado que el seguro de Ahorro en los años de crisis ha mostrado una tendencia creciente debido a que en más de un 80% se trata de productos con garantía financiera, lo que en un contexto de volatilidad en los mercados, tipos de interés a cero y precios a la baja resulta especialmente atractivo. No obstante, explica que ha sido un “crecimiento con transferencia, es decir, con ganadores y perdedores”.

El gran ganador han sido las rentas vitalicias individuales, que se han visto favorecidos por los bajos tipos de interés que han provocado que muchos ahorradores hayan dejado de encontrar en otros productos financieros el refugio que antes tenían para sus ahorros: “El ahorrador español está fuertemente inclinado a hacia los depósitos, es un ahorrador ‘hiper-líquido’. Pero esta situación ha cambiado con la crisis y la caída de los tipos”. Los depósitos ya no son tan atractivos, y las rentas vitalicias cuentan, además, a su favor con ventajas fiscales.

Y los perdedores han sido los seguros individuales de Ahorro que se perciben en forma de capital y los productos del 2º pilar. Respecto a los primeros, la presidenta de Unespa ha destacado que han perdido 385 clientes diarios en los últimos 9 años, una tendencia que no ha podido contrarrestarse por ninguna otra modalidad porque ninguna es tan potente. Y en relación al 2º pilar, González de Frutos ha querido hacer hincapié en que los productos colectivos en el ámbito de la empresa son los que menos desarrollo han tenido desde hace décadas. Esta debilidad, a su juicio, hace que su desarrollo sea una clara asignatura pendiente.

Rentabilidad: No Vida sigue bajo presión

Respecto a la rentabilidad del sector, en Vida se ha producido en 2016 una mejora tras una tendencia descendente que se inició en 2012. En No Vida las cosas van algo peor. “La presión comercial y la competencia (fundamentalmente basada en precio) son tal que el mantenimiento de la rentabilidad es difícil. Además, la siniestralidad emplieza a crecer por una mejora de las condiciones económicas. A lo que hay que sumar un entorno que hace muy difícil obtener rentabilidad financiera”, explica la presidenta de Unespa.

Respecto a los retos para el futuro, Pilar González de Frutos los ha dividido en 3 bloques. El 1º de ellos hace referencia a Solvencia II: “En primer lugar para nosotros es un reto de conocimiento y de recursos, además de un reto importante en materia de transparencia”. Durante el debate, la presidenta de Unespa reconoció que muchas pequeñas compañías pueden llegar a plantearse si el esfuerzo que requiere la adaptación a Solvencia II merece la pena. Pero descartó que Solvencia II vaya a provocar un proceso de fusiones en el corto y medio plazo.

El 2º hace referencia a la capacidad del sector para adaptarse al entorno que, en estos momentos, tiene 2 componentes, el financiero, con unos tipos cercanos a cero que generan un problema importante para el seguro de Ahorro; y la digitalización, que puede cambiar tanto los riesgos que se aseguran como la forma en que los clientes quieren asegurarlos. En este sentido, la presidenta de Unespa ha explicado que “todas las estructuras y métodos de trabajo que tiene desarrollados el seguro tendrán vigencia incluso tras la digitalización de todas nuestras relaciones”. También ha informado de que la patronal está muy atenta al entorno normativo que afectará a la protección de datos”.

El tercer desafío es la simplicidad. “Tenemos que entender lo que se nos está demandando”. En este sentido ha insistido en que somos una sociedad colectivamente más longeva, lo que lleva a una reflexión: Hay una brecha de unos 20 euros al día entre la vida activa y la vida pasiva, lo que introduce el tema del reto del desarrollo del ahorro complementario. Y en lo que respecta al sector, el desafío es hacer productos compresibles y transparentes, de forma que el seguro sea el canal preferente para gestionar el ahorro a medio y largo plazo.

 

  Votar:  
Resultado:   0 votos