Domingo, 17 de diciembre de 2017

Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

18 de junio
13:37 2015
Compartir

Unespa: Los clientes tradicionales del seguro no van a poder sostener el negocio

El cliente tradicional del seguro de Vida tiene una cierta capacidad adquisitiva y también cierta cultura financiera y preventiva. Pero estos clientes “no bastan para sostener el negocio eternamente”. La advertencia es de la presidenta de Unespa, Pilar González de Frutos. En el Congreso ‘Life Insurance Challenge’, organizado por Community Insurance, ha advertido a las aseguradoras que tienen que hacer productos sencillos para dar cabida a “capas de consumidores financieros que hoy no piensan en nosotros. Y eso supone no esperar a que ellos se acerquen, sino acercarnos nosotros a ellos”.

Ello implica también más transparencia y asesoramiento para conseguir que los clientes entiendan los riesgos que asumen en una operación de diferimiento de rentas como es la previsión social: “Debe quedar claro quién asume el riesgo de cada producto y hasta qué punto: si es el propio cliente, si se trata de la aseguradora o un tercero”.

Esto es lo que deben hacer las aseguradoras para reducir la dependencia de un determinado tipo de ahorrador que es minoritario, pero, además, hay otra parte de la ecuación que no tiene que ver con el modelo de negocio del Sector, sino con el desarrollo, o mejor dicho el escaso desarrollo, del 2º pilar, del seguro colectivo: “La empresa es el terreno natural para el desarrollo del ahorro, porque implementar éste a escala de fuerzas laborales completas permite mutualizar riesgos, ecualizar resultados y, consecuentemente, obtener resultados mejores que en el mero escalón individual”.

Fragmentación política y Pacto de Toledo

Estos retos no son los únicos a los que se tiene que enfrentar la industria en lo que se refiere al negocio. La presidenta de Unespa ha recordado otros, como el papel de las aseguradoras en el marco de una migración masiva hacia un modelo de contribución definida frente al de prestación definida que imperaba hasta ahora; y la reforma del sistema de bienestar. En este último punto, Pilar González de Frutos ha vuelto a reclamar un 2º Pacto de Toledo que logre un acuerdo sobre las bases de funcionamiento y de reforma del sistema para los próximos 30 o 40 años, que aporte a los ciudadanos certeza sobre sus expectativas de pensión y sobre la sostenibilidad del sistema: “No sabría decir si la esperada fragmentación del entorno político va a ser una buena o una mala noticia para la celebración de este pacto. En cualquier caso, es lo que probablemente va a ocurrir y, por tanto, es lo que se va a tener que gestionar”.

Respecto a las incertidumbres que rodean al sector desde el punto de vista de inversor, la presidenta de Unespa ha insistido en las dificultades que genera un entorno de tipos de interés bajos como el actual, al tiempo que debe realizar la adaptación a Solvencia II, “lo que va a incidir tanto en las decisiones de inversión como incluso de producto”.

En este contexto, también ha hecho referencia a las nuevas alternativas de inversión, en referencia al Plan Juncker. Según ha explicado Pilar González de Frutos, la diversificación de la colocación de los recursos de las aseguradoras hacia la financiación de proyectos de infraestructuras cuyos rendimientos no están indexados a las realidades financieras puede ser beneficioso, “pero llevará su tiempo definirlo bien”. Entre otras cosas, se tendrán que revisar los requisitos de capital que se exigen por estas inversiones.

 

 

 

  Votar:  
Resultado:   4 votos