Fecor arranca una nueva etapa basada en el continuismo, servicios al socio y la suma de asociaciones

El pleno de ayer de Fecor confirmó a Juan Antonio Marín, presidente de Mediavanz, como nuevo presidente de la federación para los dos próximos años. En sus primeras palabras agradeció al presidente saliente, Maciste Argente, "el trabajo, el esfuerzo y dedicación de estos años". Lo hizo en un encuentro navideño con la prensa y previo a la presentación del VI Cuaderno temático, en esta ocasión dedicado al seguro decenal.

Marín resaltó que el mandato de Maciste Argente "porque él no ha querido no ha sido largo", pero indicó que "ha sido muy importante para Fecor". Pidió tiempo para asentarse en el cargo, dado que "uno no está acostumbrado a estas cosas" y atisbó que "la idea es hacerlo lo mejor posible; continuar con este Fecor, hacerlo un poquito más grande y que siga teniendo un nombre tan importante como el que ha tenido hasta ahora".

En las próximas semanas el nuevo presidente designará su junta de gobierno, que se encargará de trabajar en el plan de acción de la federación. En principio, la nueva dirección de Fecor tendrá una línea continuista con el proyecto que se acaba de cerrar. Entre sus prioridades estará aumentar los servicios a sus socios e incorporar nuevas asociaciones, uno de los grandes objetivos de la federación.

Oportunidades para el mediador

La federación, según destacó el presidente, continuará con uno de sus proyectos de los últimos años y son los cuadernos temáticos de información técnica. Ayer presentaron el sexto bajo el título 'Riesgo y seguro tras 20 años de la LOE'.

Santiago Ortega, ingeniero de Caminos, Canales y Puertos y con gran experiencia en el sector asegurador, y José Ramón Giménez-Cassina, arquitecto y experto en Patología Constructiva y Técnicas de Intervención, son los autores de este último cuaderno y explicaron los pormenores de la Ley de Ordenación de la Edificación y Código Técnico (LOE).

Ambos reclamaron mayor unión entre todas las partes ligadas a esta normativa, incluida la parte aseguradora y bróker, porque "cada uno sabe mucho de lo suyo y nada de lo del resto".

En el turno de debate se unió Juan José Gómez, corredor perteneciente a Apromes, quien resaltó la importancia del corredor de seguros en este tipo de riesgos puesto que "descansa todo sobre un buen corredor".

El cuaderno ofrece 10 recomendaciones a los corredores:

  1. Necesidades de aseguramiento: el establecimiento de garantías es obligatorio para todo tipo de edificaciones excluidas autopromociones y obras de rehabilitación de edificios construidos antes de la entrada en vigor de la ley. Sin embargo, el hecho de que el seguro no sea obligatorio no implica que no sea conveniente y esto es lo que el corredor debe trasmitir
  2. Suma asegurada: queda fijada por ley en las pólizas Decenales y debe corresponder al 100% del coste final de la ejecución material de la obra, incluidos los honorarios profesionales
  3. Intervención del Organismo de Control Técnico: Nunca ha sido obligatorio la contratación de este organismo, siendo las aseguradoras las que establecían sus propios criterios con tendencia clara al inicio de los años 2000 a utilizar sus servicios dadas las incertidumbres sobre la siniestralidad en un seguro obligatorio y con negativa experiencia en Francia
  4. Alcance de la cobertura: la garantía obligatoria del artículo 19c de la ley da cobertura a lo que se entiende por daños estructurales dejando aparte la habitabilidad y el perfecto acabado
  5. Renuncia a recurso: existe una relación de confianza entre promotor y dirección facultativa y puede estudiarse la suscripción de la póliza con renuncia a recurso contra el constructor o la dirección facultativa, lo que favorece a estos agentes que difícilmente encontrarán en el mercado asegurador coberturas tan altas como el valor de la obra
  6. Apoyo en la gestión de siniestros: es la prueba fundamental en la relación asegurado-asegurador, lo que dependerá de una póliza adecuado y de la función del corredor profesional como mediador entre las mismas
  7. Formación y conocimientos: siempre son positivos conocimientos técnicos que permitan un plus en la gestión del riesgo
  8. Aproximación al mercado: el porcentaje de pólizas suscritas de garantía decenal de Daños a la Edificación respecto al conjunto de la cartera es muy bajo y por ello el tiempo disponible se reduce
  9. Hitos a tener en cuenta: hay una serie de hitos temporales debido a la larga duración de la cobertura y el asesoramiento al asegurado que hay que tener en cuenta
  10.  Conclusión: se trata de un seguro especializado que necesita preparación y sobre todo dedicación, pero que puede suponer una puerta para la suscripción de otro tipo de seguros