Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

18 de junio
08:36 2018
Compartir

Regañina al sector asegurador por la falta de transparencia

El sector asegurador español no presta suficiente atención a algunos requerimientos de Solvencia II relativos al buen gobierno y la transparencia, y en particular a aquellos que hacen referencia a los conflictos de independencia de los auditores externos en la prestación de sus servicios a las compañías. Esta es una de las conclusiones del informe 'Independencia y transparencia del auditor externo en las empresas del Ibex 35 y en las empresas aseguradoras' elaborado por Fundación Compromiso y Transparencia.

De acuerdo con los resultados de este estudio, en el sector asegurador (como en otros) las cuatro grandes firmas auditoras internacionales (PwC, Deloitte, E&Y y KPMG) "parecen operar en un evidente régimen de oligopolio en la prestación de servicios de auditoría de cuentas": acaparan el 82,5% de las compañías de la muestra, incrementándose este ratio hasta el 93% si se exceptúan las mutualidades.

En todo caso la fundación comenta que "el problema fundamental no es ya este oligopolio de facto, sino el hecho de que en un 85% de los casos analizados los auditores que revisan las cuentas son los mismos que revisan el Informe sobre la Situación Financiera y de Solvencia (ISFS), y en no pocos casos compaginan estas actividades con el desarrollo de proyectos y servicios de consultoría que pueden entrar en flagrante conflicto con los propios de una revisión independiente de los estados financieros y de solvencia".

Una justificación que no convence

Además, según se comenta en el estudio "resulta curioso comprobar cómo las entidades, al ser cuestionadas sobre los motivos para encargar los trabajos de revisión del ISFS a sus auditores de cuentas, se justifican defendiendo la generación de sinergias entre la auditoría de cuentas y la del ISFS y, consecuentemente, la reducción de costes". A juicio de Fundación Compromiso y Transparencia, si bien es comprensible la preocupación por ahorrar, este criterio no puede prevalecer frente a otros principios que deben garantizar una adecuada gestión de los riesgos.

Respecto a este asunto también considera que la revisión del ISFS deberían realizarlo firmas especializadas en el sector, aunque también reconoce que "resulta sintomática la ausencia de otro tipo de firmas más especializadas en la prestación de servicios actuariales en el sector asegurador, aunque solo sea por lo que supone una asignación eficiente de recursos a nivel sectorial".

Tras el análisis de la situación por compañías, en el informe se sacan varias conclusiones básicas, entre ellas, que las puntaciones de las 40 entidades objeto de estudio se encuentran en un rango entre 5 y 9, "lo que supone una situación generalizada de alejamiento de las buenas prácticas en materia de transparencia de las compañías y de independencia de sus auditores externos. Las compañías mejor evaluadas son santalucía (5) y Nationale Nederlanden Vida (6), BBVA Seguros (6), Mutual Médica (6) y Mutualidad de Procuradores (6), "lejos todavía de alcanzar valoraciones atractivas. Las 35 restantes se encuentran en zona de alto riesgo, "obteniendo resultados muy pobres en los indicadores aplicados".

  Votar:  
Resultado:   7 votos