Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

17 de abril
16:20 2018
Compartir

El sector turístico pone en valor la figura del bróker para gestionar sus riesgos

El sector turístico español está formado en un 96% por pymes y micropymes. Además, un 40% de las empresas del sector no forman parte de ninguna cadena o gran empresa, sino que se trata de empresas independientes que, en un elevado número, cuentan con solo un establecimiento.

Por otro lado, explicó Ramón Estatella, secretario general de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) durante la jornada sobre 'El sector turístico y los seguros' organizada por Lloyd's, aunque España cuenta con grandes fortalezas para atraer a turistas, tiene algunas debilidades importantes como es el hecho de depender en exceso de la estacionalidad y contar con 17 normativas diferentes algo que influye notablemente en la gestión de los riesgos de este sector.

En este contexto, la gestión de los riesgos y la protección de las actividades hoteleras es compleja, señaló Gaspar Llobrés, Credit & Insurance Senior Director de Hoteles Meliá que, aunque representa al pequeño porcentaje de grandes compañías dedicadas al turismo comparte muchas necesidades de aseguramiento con las más pequeñas del sector. Llobrés matizó que los riesgos en el sector turístico son muy amplios y variados, ya que para empezar cambian dependiendo del tipo de hotel al que nos refiramos (urbano, vacacional…); se trata de establecimientos en los que se junta un alto número de personas, se manejan alimentos, o hay zonas con alta peligrosidad como las piscinas, las escaleras etc. por lo que sus necesidades de aseguramiento también son amplias y variadas. A grandes rasgos aconsejó 5 tipos de seguros fundamentales: el de daños materiales, el de RC, uno que cubra riesgos de terrorismo, seguro de D&O y ciberriesgos.

Gaspar Llobrés incidió en la importancia de "gestionar riesgos, que no siniestros" identificando los riesgos que la empresa corre. "Tenemos que ser conscientes de los riesgos que tenemos para protegernos bien", añadió, porque "no son los mismos riesgos los que hay España que en el Caribe". El segundo punto importante es analizar para poder así mitigar los riesgos. Finalmente hay que evaluar la conveniencia o no de asegurar determinado riesgo.

El valor del corredor

El Credit & Insurance Senior Director de Hoteles Meliá quiso detenerse en poner en valor la figura del bróker en la gestión de los riesgos en el sector turístico. "Los corredores a nosotros nos ayudan mucho", "son un apoyo que no podemos perder", afirmó. Destacó la especial aportación que suponen para una gerencia de riesgos en aspectos como la prevención y mitigación de los siniestros apoyando en la confección de protocolos de prevención sobre todo ante la exposición a siniestros catastróficos, y en la formación del personal de los hoteles que sufre una alta rotación.

El bróker también aporta a la gerencia de riesgos su conocimiento de la industria aseguradora recomendando las mejores opciones de cobertura o realizando estudios de exposición, por ejemplo. Finalmente, y aunque parezca obvio, es fundamental la ayuda del bróker en la gestión de siniestros, sobre todo en los de pequeña severidad. En los siniestros severos su ayuda también se perfila básica para realizar las correctas peritaciones.

Beatriz López, directora de Real Estate & Hospitality de Willis Tower Watson, explicó desde el punto de vista del corredor la aportación que hacen al sector turístico. Los definió como "verdaderos consultores y asesores en materia de riesgos" de los que destacó su independencia y objetividad, así como su amplio conocimiento del mercado que garantiza la solvencia de las compañías de seguros con las que trabajan y cuál es la compañía más apropiada para unos y otros riesgos. También la especialización del bróker es uno de los valores que aportan a los clientes, además del conocimiento que se adquiere a través de los propios clientes del sector -la experiencia con un cliente sirve para prevenir un siniestro similar en otro cliente por ejemplo-. La presencia geográfica del bróker en los países en los que opera su cliente o bien directamente o a través de alianzas con brókers locales es también una gran aportación de los corredores a las compañías con las que trabaja; el poder de compra que tienen consiguiendo las mejores coberturas y precios; el poder de resolución de siniestros reduciendo tiempos y consiguiendo las máximas indemnizaciones y finalmente la realización de informes y análisis adecuados que permitan tomar las decisiones correctas completan el abanico de aportaciones que el bróker hace a la gerencia de riesgos, poniendo además a disposición de sus clientes las herramientas para tomar las decisiones más adecuadas.

Beatriz López considera, en definitiva, que "el bróker ayuda a la gerencia de riesgos a cumplir con sus objetivos y es fundamental para conseguir una mejor protección de los riesgos en el sector turístico", poniendo al servicio de su cliente "el equipo y las herramientas que tienen como fin último ayudar a reducir el coste total del riesgo".

 

  Votar:  
Resultado:   0 votos