Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

23 de abril
13:08 2018
Compartir

La soledad aumenta un 26% el riesgo de muerte prematura

En España, según el INE, ya hay 4,63 millones de hogares unipersonales en los que en cuatro de cada diez casos están formados por mayores de 65 años. La soledad y el aislamiento social aumentan el riesgo de padecer enfermedades, desde las cardiovasculares hasta los resfriados comunes. Según Conchita García, médico de la dirección asistencial de Sanitas Mayores, "este fenómeno se debe tanto al aumento de los hábitos no saludables como a los cambios biológicos provocados por la misma soledad o por el aislamiento social. En general, la soledad deteriora la salud al elevar los niveles de las hormonas del estrés; puede incrementar el riesgo de sufrir un ataque cardiaco o de desarrollar artritis, diabetes tipo 2, demencia senil". Además, según la doctora "el riesgo de mortalidad prematura aumenta un 26% en personas que sienten soledad, un 29% en personas con aislamiento social y un 32% en las que viven solas".

Por perfil de población, existen diferencias en función del sexo. "Investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid aseguran que es más fuerte en hombres que en mujeres. Las mujeres tienden a admitir más fácilmente el sentimiento de soledad, mientras que los hombres reconocen sentirse solos cuando esta situación se da de forma más severa", afirma García.

Para afrontar esa situación, llevar a cabo una vida social activa es clave para la salud. Es por eso que acudir a los centros de día beneficia la salud de los mayores y evita el aislamiento social. En estos centros se realizan terapias cognitivas y físicas que ayudan a disminuir la soledad. "Al encontrarse más activos, tanto física como cognitivamente, y fomentando las relaciones sociales, se disminuye el aislamiento, lo que mejora de esta forma su calidad de vida", explica la doctora.

 

 

  Votar:  
Resultado:   0 votos