Miércoles, 21 de noviembre de 2018

Grupo Aseguranza

inicio

Noticias de Seguros

14 de febrero
12:45 2014
Compartir

El Banco de España fichará 25 inspectores mientras la DGSFP sufre una sangría

El Banco de España ha puesto en marcha un proceso de selección para incorporar a 25 nuevos inspectores de entidades de crédito, por lo que contará a finales de este con un total de 263 inspectores, informa Cinco Días. Precisa qué el número de contrataciones previstas es inusual, ya que sólo convoca en torno a 10 plazas cuando amplía esa división. Explica que con las incorporaciones reforzará su nuevo plan de supervisión financiera que entró en vigor el pasado 1 de enero. Pero mientras el Banco de España potencia la llegada de inspectores, la DGSFP cada vez cuenta con menos recursos para afrontar sus tareas.

Se da la circunstancia de que el Banco de España tenía al 31 de diciembre de 2012 tiene 76 bancos y 27 cajas de ahorros bajo su supervisión (sin contar cooperativas de crédito, sucursales de entidades extranjeras, etc), mientras la DGSFP contaba a esa fecha con 270 entidades operativas inscritas, a las que habría que sumar Fondos de Pensiones, empresas de mediación y agencias de suscripción.

Fuga a la empresa privada

La Asociación Profesional de Inspectores de Seguros (Apise) reclamaba recientemente una solución urgente ante la fuga de inspectores en la DGSFP. Advertía de que “el problema de la falta de recursos suficientes en la DGSFP para llevar a cabo una supervisión efectiva se ha visto agravado en los últimos meses por una alarmante huida de inspectores”. El destino de esos inspectores es la empresa privada: “Ante la paralización absoluta de la carrera profesional y el gravísimo desequilibrio entre niveles y responsabilidades asignadas, han optado por dar el salto a la empresa privada, a organismos internacionales o a otros organismos dentro de la propia Administración General del Estado donde, a pesar del contexto actual de restricciones presupuestarias, no se dan estos desequilibrios”.

Hay que recordar que el Banco de España es un ente autónomo que gestiona su propio presupuesto. La DGSFP depende de la Secretaría de Estado de Economía, adscrita al Ministerio de Economía y Competitividad, y su presupuesto está ligado a los Presupuestos Generales del Estado.

El reto añadido de Solvencia II

La situación se agrava si tienen en cuenta las crecientes exigencias que para la DGSFP supone la llegada de Solvencia II. El presidente del IAI y director general de Auditoría Interna de Mapfre, José Manuel Muries, recordaba que ante la normativa las entidades tienen trabajo por delante, pero “también es un gran reto para el supervisor, que tiene que cambiar sus métodos y formas. Tiene que hacer un esfuerzo mayor o igual que las empresas”.

      Votar:  
    Resultado:   4 votos