Grupo Aseguranza

inicio
08 de febrero
08:04 2019
Compartir

Mapfre se prepara para un futuro lleno de incertidumbres

Estará más desarrollado en el próximo Plan Estratégico que presentará Mapfre el próximo mes durante la junta general de accionistas, pero ayer durante la presentación de resultados del grupo el presidente, Antonio Huertas, ya desgranó algunos de los puntos que preparan a la entidad ante un futuro con grandes incertidumbres. Destacó que en el panorama mundial "hay muchas incertidumbres, muchas" y aseguró que "no vamos a permitir, no vamos a dejar que Mapfre se deje llevar por el cortoplacismo y preferimos ser prudentes".

De hecho, el primer paso en esta dirección lo dio la compañía hace unos años cuando se comprometió con el crecimiento rentable y sostenible. Otro paso lo ha dado en el balance de 2018 al renunciar a una visión a corto plazo y sanear los fondos de comercio con 173,5 millones de euros para cubrir los negocios de la compañía en Estados Unidos, Italia e Indonesia y protegiendo "el medio y largo plazo" porque "el resultado no lo justifica todo", señaló el directivo. De esta cantidad, 130 millones son para el negocio en Estados Unidos y otros 22 para cada uno de los otros países.

Una decisión que ha hecho que la compañía registrara un beneficio de 529 millones, lo que supone una caída del 24,5%. Sin esta decisión el resultado sería similar al de 2017. Huertas indicó sobre estas cifras que "sin ser espectaculares, porque no lo son, nos sitúan en la velocidad de crucero que ha tenido Mapfre" y destacó que "nos consideramos satisfechos y es un buen resultado para las circunstancias en las que han sido generados", apuntó.

El reconocimiento del deterioro parcial del fondo de comercio que ha reconocido Mapfre, decisión del consejo de administración y en ningún caso dirigido por los supervisores como apuntó el presidente, es "moderar las proyecciones de resultados futuros", explicó el director Financiero de la compañía, Fernando Mata.

Indicó que las incertidumbres políticas en Europa o el incremento de la frecuencia en los eventos catastróficos en Estados Unidos y la previsión futura de que influirán en los resultados llevan a estas modificaciones del balance. Destacó que algo similar ocurre en Indonesia.

España tiene que crecer más

Otra de las preocupaciones de la compañía tiene que ver con la desaceleración de la economía. Huertas señaló que "no tiene que cundir el pánico, no estamos en una recesión global pero sí estamos en un momento donde comienzan a frenarse las expectativas de crecimiento mundial". Indicó que a esto se agarran para tomar decisiones de prudencia y señaló que la "moderación viene porque las incertidumbres son mayores". Lo ejemplificó apuntando que China no está creciendo como las previsiones mostraban y "probablemente no vaya a crecer lo que se esperaba y, aun así, es impresionante". Otra razón es la

Mapfre está en los

países donde quiere estar,

pero no siempre en los negocios

que quiere estar

fragilidad del comercio internacional y que el avance de los países emergentes se ha frenado, lo hizo primero Brasil, México y Turquía, además de otros menos relevantes. Aseguró que la incertidumbre seguirá porque hay muchas preguntas sin respuesta como qué pasará finalmente con el Brexit, sobre el que dijo que la compañía no tiene ningún negocio en riesgo y que el problema es para las aseguradoras de allí, ni qué pasará con la Unión Europea, "la mejor construcción que hemos hecho nunca", señaló.

En relación a España, donde la entidad espera fortalecer este año su negocio de Hogar y Vida, apuntó que "la desaceleración se está produciendo y es evidente". Señaló que no empieza a ser un crecimiento relevante para lo que España necesita, aunque si se mira al entorno es mejor que Italia, Alemania o Francia. El presidente indicó que "España necesita crecer más para continuar reduciendo el desempleo" puesto que no se ha llegado a la situación óptima. Por ello, reclamó seguir desarrollando políticas prudentes y que incentiven el empleo, especialmente en pymes.

A pesar de la ralentización de la economía, Mapfre no tiene previsto ningún cierre de oficinas. Indicó el máximo dirigente que lo único que hacen es cambiarlas y transformarlas para que aporten el mejor servicio "porque el canal y los empleados son claves para nosotros".

Ajustes en Asistencia y EEUU

A pesar de este panorama internacional, desde una visión de la compañía, aseguró que "a poco" que Brasil y Estados Unidos mejoren su aportación al grupo, "Mapfre volverá a dar un salto". Un salto, que recordó, ha llevado a la entidad a mejorar en 10.000 millones de euros sus ingresos actuales respecto a 2007.

En esta protección de futuro, Mapfre no descarta continuar con el proceso de ajuste en Asistencia que ha venido haciendo en los últimos años y donde seguirá limitando su presencia en algunos mercados. También admitieron que el negocio en Estados Unidos continúa en revisión y ya han salido de 5 estados. Aseguraron los directivos que allí han finalizado una primera fase, aunque queda otra en el futuro, apuntaron. El presidente señaló que en estos momentos se encuentran "muy cómodos", pero también apuntó que se mantendrán donde puedan crecer.

Respecto a otros negocios que puedan estar revisando aseveró que la aseguradora está en los países en los que quiere estar, pero no siempre en los negocios en los que quiere estar.

  Votar:  
Resultado:   12 votos